Twerking

Conocemos como twerking a un baile de moda que así como el sexy style y el perro del reguetón cuenta con movimientos sensuales y provocativos. Tanta ha sido su popularidad que pasó de ser practicado por mujeres únicamente, a ser practicado por niños en diferentes sitios de bailes.

Origen del término twerking

La etimología de este nombre se presume que se remonta al siglo XIX, cuando se produjo una fusión entre el twich (contracción) y twist (torsión) y el jerk (movimiento rápido o espasmódico). De toda esta fusión es que se piensan que se originó el término twerking.

Historia del twerking

Historia del twerking

Aunque muchos piensan que el nacimiento de este baile se dio con la famosa y polémica actuación de Miley Cyrus, la verdad es que este baile no es tan reciente. De hecho el término twerk se usaba para hablar de movimientos sexys, término que incluso es aceptado en el respetado Oxford English Dictionary.

En cuanto al origen de este estilo de baile no está del todo claro, de hecho algunas personas piensan que inició en Puerto Rico. Sin embargo otros señalan que tanto el baile como la palabra provienen de Nueva Orleans, y lleva bailándose más de 20 años.

Lo que si se tiene claro sobre este estilo de baile es que nació en los años 90, y se piensan que el mismo surge por el mundo del Hip Hop americano. No obstante, otros señalan que su origen esta relación con el dancehall jamaicano.

Sea como fuese su origen, la verdad es que este baile actualmente se popularizó gracias a las celebridades del mundo del espectáculo, entre las cuales destaca Miley Cyrus. Siendo esta que en la gala de los premios MTV VMAs 2013 llevó a cabo este movimiento de baile, y creó sensación.

Sin embargo en el año 2006 el término twerk fue usado en la canción “Check On it”. Luego de esta otras celebridades, entre ellas Beyoncé y Rihanna, comenzaron a volver popular este estilo de baile.

Gracias a celebridades como estas y muchas más que se influenciaron este baile, es que actualmente en uno de los más bailados que hay.

¿Cómo bailar twerking?

Cómo bailar twerking

Ahora que tenemos la historia clara sobre este tipo de baile, donde se practican movimientos pélvicos sensuales, debemos conocer cómo hacerlo. Contrario a lo que muchos pueden pensar, este movimiento no consiste únicamente en mover la parte inferior del cuerpo.

El mismo requiere de cierta técnica, para realizarlo de forma correcta. Entre los aspectos que debemos tener en cuenta tenemos;

Comienza colocándote de cuclillas

Si has visto en la televisión o en algún otro lugar a alguien bailando twerking, debes saber que este comienza colocándonos de cuclillas. Para ello es importante que coloquemos los pies a una amplitud mayor que la distancia de nuestros hombros.

Es importante que las rodillas se mantengan bien alineadas con las puntas de los pies. Aparte debemos bajar bastante, sin llegar a perder el equilibrio y la estabilidad. Recuerda que la estabilidad es importante, ya que es esta la que te permitirá permitir poder moverte correctamente.

Mantén el equilibrio y saca el trasero

Como mencionamos antes el equilibrio es una parte muy importante en este estilo de baile, por eso debemos saber cómo mantenerlo. Lo ideal para ello es colocar las manos sobre tus rodillas para mantenerlo. Mientras haces eso debes pasar a lo que sería sacar el trasero hacia fuera.

Aprende a mover la cadera y las nalgas

Como hemos venido diciendo este baile consiste en un movimiento pélvico muy sensual. Para realizar el twerk común, tirar de las caderas adelante y atrás para lograr el movimiento del trasero (arriba y hacia abajo).

Es importante practicar de forma seguida, ya que este movimiento debe ser rápido. Lo más probables es que en un principio el movimiento de las caderas no sea tan veloz y fluido como debe ser, pero eso se resuelve con la práctica.

Aprende otra forma de hacer el twerking

Si apenas estás comenzando lo mejor que puedes hacer es realizar este baile como mencionamos en los pasos anteriores. Sin embargo con el paso del tiempo, puedes alternar posiciones y levantar los brazos hacia delante de forma paralela al suelo.

Aunque también puedes optar por otra alternativa, que sería apoyar las manos en el suelo. Sin embargo, de este modo te puede resultar un poco más complicado, ya que requiere de mucha flexibilidad.

Autor entrada: Aiton

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *